BENVINGUTS AL RACÓ DE LES LLETRES DE SANTI BARÓ, SI T’AGRADEN ELS LLIBRES, L’ART I LA CULTURA, AQUEST ÉS EL TEU LLOC.

diumenge, 24 de novembre de 2019

ÉXITO







En mi última blocada, cinco meses atrás, transmitía mi necesidad de apartarme por un tiempo de mi actividad como escritor para ceñirme a la caza de talentos, potenciar mi servicio de coach (eso que yo prefiero llamarlo de guía para autores de primera novela), y los frutos van llegando. Y junto a ellos, un torrente de ilusión y orgullo que me permiten continuar convencido que mi método, antiacadémico y muy de andar por casa, funciona de tal modo que consigue arrancar de muy adentro ese arte que gran parte de mis alumnos llevan dentro.
Esas primeras novelas construidas año y medio atrás, tras su periodo purgatorio de correcciones, primero, de gestiones como agente, después, están empezando a dar frutos con tal porcentaje de éxito que, si las grandes academias de novela que imparten sus clases de forma masiva en aulas, lo rozaran, no habría espacio en las librerías para tanta novela.
Primero fue Xavier Zanuy que consiguió fichar por la prestigiosa agencia internacional IMC gracias a su primera novela, juvenil en este caso, que trabajamos juntos por Skype, “Vull ser com tu”. Isabel Martí, directora de susodicha agencia, se acabó convenciendo por el proyecto conjunto de autor de futuro que presenta Xavier con sus otros originales y apreciar que no se trata de un escritor de una sola novela, sino de recorrido. Xavier es un talento al que solo tuve que pulir y que ahora está en las mejores manos para triunfar.
Y ayer, sin ir más lejos, otra alegría más. Cesca Rodríguez, autora prolífica con un estilo refinado y un espíritu creativo sin límites, consiguió proclamarse finalista del Premio de novela Gregal entre 30 originales, con la obra “Manhattan sense tu” que, como el caso de Xavier, también fue el primero de otros originales suyos que hemos construido desde mi taller.
El certamen, que llega a su octava edición, cuenta en su palmares con autores tan ilustres de la literatura catalana como Francesc Puigpelat.



Esas palomas a las que dejé volar hace un tiempo empiezan a llegar a sus destinos, otras están muy cerca de conseguirlo y ese es el mayor premio que puedo recoger, un premio que me hincha el orgullo hasta hacerlo explotar, el éxito de un trabajo esencial, minimalista, íntimo y privado, que a fin de cuentas es lo que es la literatura, la soledad de unos sentimientos que explotan sobre un papel en blanco de manera esencial, íntima y privada hasta que su autor decide abrirles su jaula. Eso que hacemos juntos, por skype, alumno y yo.



Poder celebrar esto, casi medio año después de decidir una plena dedicación a mis alumnos y aumentar ese cupo inicial de solo cinco aspirantes por año hasta el doble, es el refuerzo moral necesario para continuar con esperanza e ilusión mi nuevo proyecto… La llamada de Cesca, casi llorando para comunicarme su logro, o la mirada radiante de Xavier cuando le dije que IMC lo fichaba, es tan profundo y bello por haberlo sentido yo mucho antes, que se convierte aditivo y crucial para seguir viviendo.           




Cap comentari:

Publica un comentari